AMIGOS DE SIEMPRE

Datos personales

Mi foto
la laguna, santa cruz de tenerife, Spain
mujer enamorada del viento cuando me sopla y me hace estremecer, soñadora persegidora incansable de sus metas, ser humano en etapa de aprendizaje y crecimiento constante, amiga de las nubes de las palmeras y del risueñor, mi camino me lleva a creer ciegamente en mi misma.

miércoles, 24 de junio de 2009

Camino a Monterrey (Javier y un secreto)




Una comida deliciosa y Javier con su delicadeza de siempre tratándome como una princesa. Pues la verdad me agradaba mucho, estaba empezando a valorarlo, y me tenia intrigada que seria eso que pudiera decirme. Empecé a tratar el tema, con calma, no quería hacerme notar demasiada interesada, pero no sabia bien a que hora seria el momento preciso.


_Estas pensativa Janet.
_La verdad que si. Me sorprendes un poco, esto creo que va muy deprisa.
_puede ser, pero me parece que tu jefe te ordeno regresar a lima, en cuanto termines, y eso no me deja muchas opciones,
Déjame contarte como conocí a tu jefe.

Al Sr. Genaro Pajuelo, yo estaba en la selva y una caravana del ejercito había sido atacada por el MRTA. Se me ordeno pilotar y buscar sobrevivientes y verificar desde el aire, que ya no había movimientos de este grupo bélico, pero me mandaron con un reportero muy intrépido un corresponsal de guerra, Genaro, su manera de hacer las cosas era impactante, era un hombre muy valeroso, en cuanto vio gente viva, me pidió que descendiera, mis ordenes era hacer un reconocimiento del área, e informar: sabrás que en la vida militar nos llevamos por las ordenes, por que si no las ejecutamos, podríamos ser juzgados pero Genaro no era militar, y en cuanto vio la posibilidad de ayudar lo hizo, me pidió descender, y así lo hice necesitaban ayuda, así que baje, el junto a 2 de mis hombres pudieron rescatar a casi 4 soldados, los pusimos en el helicóptero, y regrese.

La valentía de Genaro, hizo que recuerde que soy militar antes que cualquier otra cosa, y aunque mas de uno quiso cuestionar mi forma de proceder, Genaro logro un reportaje, que logro librarme de la corte marcial. E incluso, se me otorgo la medalla al merito, desde ahí, soy intimo amigo de Genaro, soy padrino de su hija Rachelly. Linda niña, la quiero mucho sabes, en fin lo que te decía es que, Genaro confió en mi en esa misión, lo que tu haz investigado en Huaraz, y todo lo que haz confirmado, ya el gobierno regional lo tenia clasificado, no se te pedirá los informes de tus investigaciones, lo que queremos es que nos den tiempo, Genaro lo entiendo, y ya se que es ordenes de el lo que se emite por tu canal. Pero tenia que hablar contigo, para que no te sintieras desplazada, o monitoreada, soy una persona respetuosa del trabajo de los demás.

_bueno y también tenia la oportunidad de cenar con una hermosa reportera

_gracias, pero dime, tu digites que podrías aportar cosas nuevas a mi investigación, entiendo todo lo que me haz dicho, y claro es Genaro de quien depende mi trabajo, y que es lo que se emite o no, eso lo entiendo, pero que es aquello, que me puede interesar a mi, de ti.

_Janet presta atención:
Quien es José, dímelo y partir de ahí te diré que es lo que te puede interesar a ti de mi.

Titubee un poco, que podría importar José en todo esto, ni siquiera estaba pensando en él, solo había acudido a esa cita para informarme, ¿por que Javier a hora me preguntaba por José? mi sentido de reportera intuyo lo peor, se me confundió todo, mientras nos traían la cena, no dejaba de pensar y me quede casi paralizada sin saber que responder.

Necesitaba un escape, la verdad me sentía mal, y todas las vueltas del avión comenzaron a dar en mi cabeza, como si fuera un efecto retardado en mi cuerpo.
Ya saben que soy una persona delicada del estomago, cualquier sensación de asfixia, me producía vómitos, ahí estaba yo, con un hombre guapo, y apunto de hacer el peor ridículo, no lograba calmarme, me levante lentamente sostenía una servilleta en mi boca, y Salí directamente a buscar los servicios higiénicos, no habíamos probado bocado alguno, solo un sorbo le había dado al vino blanco, y mi estomago estaba apunto de estallar. Javier salio detrás de mi, queriendo auxiliarme, como si estuviera esperando que me desmayará, logre llegar al baño, mi estomago daba vueltas, mi cabeza daba vueltas, quise inducirme al vomito, pero era imposible, no vomitaba nada, una de las camareras mandada por Javier, entro al lavado a socorrerme.
_SEÑORITA
_señorita, esta bien, huela alcohol, mamita siéntese mamita, ¿esta mareada?, ahí afuera esta su novio, le dijo que pase.
_NO
_no, gracias, déjeme el alcohol, dígale que ya salgo, que ya salgo por favor.
Comencé a llorar por que presentía que algo malo me diría sobre José. Las nauseas se me habían pasado, y la cabeza ya no me daba vueltas, el alcohol, logro neutralizarme, pero a hora tenia un pánico salir del baño y continuar la charla con Javier.